Billy Butcher, el superhéroe

15:00


Billy Butcher es un superhéroe. Si no lo conoces, te cuento que es un personaje de ficción que aparece en la serie The Boys, transmitida por Prime video. Si la has visto, seguramente dirás que Billy no es un superhéroe, sino un simple mortal malhumorado, violento y con malos hábitos. Un tipo como cualquiera que odia el mundo en el que vive. Es ahí donde está la cuestión.


"Superhéroe: Personaje de ficción que tiene poderes extraordinarios". Eso dice la RAE y en las primeras habilidades en las que pensamos es en personajes que vuelan sin ayuda de artefactos, gozan de súper fuerza que rompe paredes y disparan rayos láser desde los ojos (eso debe doler un poco o  siquiera debe causar un poco de escozor). Nada de estas habilidades son propias de Billy Butcher. Él es un mortal y parece que mi premisa es equivocada.


Te explicaré mi punto, mientras te cuento más de The Boys. Esta es una serie basada en un comic creado por Garth Ennis, quien además ha escrito otro popular comic llamado The Preacher (que también cuenta con una serie en Amazon Prime).


En el universo de The boys existe un grupo de personas con facultades visiblemente sobrehumanas llamado The seven. Este equipo pertenece a la corporación Vought International, que comercializa y monetiza su imagen a través del marketing.

Quizás no soy de las personas con el gusto más refinado para las historias, pero me gustan aquellas que nos cuestionan sobre nuestra realidad, saben burlarse de sí mismas y su propio género. 

The seven está conformado por versiones alternativas de conocidos personajes de la cultura pop, pero con nombres distintos. Tenemos a Homelander (Supermán), Black Noir (Batman), Queen Maeve (La mujer Maravilla), (The Deep) Aquaman, A-Train (Flash) y Translucent (El hombre invisible). Ante los ojos de la gente de este universo, cada uno defiende la justicia y los buenos valores, sin embargo en su vida cotidiana son arrogantes y corruptos. Tienen severos problemas psicológicos: son acosadores sexuales, violadores y además asesinan a sangre fría. 



Contra ellos, tenemos al otro bando, el de las personas sin poderes sobrenaturales: The Boys. Que no es precisamente es el de los buenos, sino las víctimas de The Seven. Ellos buscan justicia o venganza. Algunas de sus razones son las siguientes: La esposa de Billy Butcher fue violada por Homelander, la novia de Hughie Campbell fue asesinada por A-Train y Kimiko fue víctima de traumas físicos y psicológicos causados por Vough. En el caso de los personajes de Leche Materna (ese es su apodo) y Frechie, aún no sabemos con certeza cuáles son sus motivaciones.


Si vemos los episodios de forma superficial, podríamos concluir que The boys es solo un festín de violencia extrema, humor negro y abuso de malas palabras. Sin embargo, existe mucha crítica y reflexión sobre las religiones, la publicidad y el orden establecido. Podríamos incluso hacer paralelos entre este mundo ficticio y nuestra realidad, entendiendo que somos constantemente engañados por el gobierno, las corporaciones y la prensa. La publicidad es una de sus herramientas para lograr que todos pensemos que vivimos en un mundo perfecto y feliz. Lamentablemente, tanto en la serie como en la realidad, en algún punto surge el abuso de las esferas de poder o se descubre que la corrupción es quien gobierna algunas realidades.

"Superhéroe: Personaje de ficción que tiene poderes extraordinarios".

Parece que me he desviado de la premisa inicial: “Billy Butcher es un superhéroe”. Quizás ya lo ves más claro. Billy para mí es un superhéroe, porque dentro de lo más común que puede ser un ser humano sin habilidades fantásticas, es alguien que se enfrenta contra un inconmensurable poder, contra el que parece no tener más opción que perder. Es un rebelde ante un sistema que destruye al ciudadano. Billy puede ser destruido por un solo puñetazo de Homelander o asesinado por el escuadrón de la muerte de Vough. Con todo eso en contra, él se prepara, planea estrategias y pone en jaque a todo el sistema. Entre ello, no le importa salir más dañado física o mentalmente, porque su super poder es ser testarudo y sobre todo un kamikaze.


Si bien Billy Butcher puede caer en el estereotipo de héroe de acción o policía rudo que va a vengarse de quienes destruyeron a su familia, no es un lobo solitario. Mediante su demencia o sus pocos escrúpulos, capítulo a capítulo, logra convencer a su equipo de no separarse (nada más hay que ver su magnífico e hilarante discurso, haciendo una metáfora de The boys con las Spice Girls). Él ha logrado entender que solo no podrá vencer a The Seven, ni a Vough.



Para concluir esta bizarra reseña, quiero dejar en claro que entiendo perfectamente que Billy Butcher es un antihéroe. Sus métodos son severamente cuestionables. Obviamente no creo que el fin justifique los medios. Siempre hay formas más adecuadas de enfrentarse al villano de nuestras vidas, pero quizás la ficción nos da licencia para canalizar nuestras frustraciones sin cometer alguna atrocidad y detenernos a pensar que no queremos convertirnos en un monstruo, a pesar de lo dura que puede ser nuestras vidas.


Dentro de ese mundo híper violento que describe The Boys, Billy procede de esa manera para no pegarse un disparo en la cabeza. Podemos notar que mucha de la violencia que contiene en su interior es aplacada por su grupo de amigos y es por eso que los necesita para no convertirse en un villano. 


Quizás no soy de las personas con el gusto más refinado para las historias, pero me gustan aquellas que nos cuestionan sobre nuestra realidad, saben burlarse de sí mismas y su propio género. Quizás por eso disfruto de esta serie u otras como Ash Vs Evil Dead y Happy!, además de la literatura del escritor Chuck Pallaniuk. Si te gustaría que escriba sobre alguna de las antes mencionadas, déjame un comentario.


Gracias por leerme.

Hasta la próxima.
Daniel Collazos Bermúdez

Instagram: danielcollazosb


Post relacionados

0 comentarios